¿Qué tienen que ver Volpi y Sanvezzo con Steve Jobs? La Historia de Brasil Na Braza.

Pocas figuras han marcado tanto un concepto como Steve Jobs, el cofundador de Apple representa en la mentalidad colectiva la figura clásica del emprendedor; el arriesgarse por el triunfo de un ideal frente a la dura competencia, son valores que no cualquiera está dispuesto a adoptar, los jugadores Tiago Volpi, Camilo Sanvezzo y William Da Silva lo hicieron. Esta es la historia.

El Origen:

No es casualidad que el espíritu emprendedor surgiera en Querétaro, la ciudad está ubicada en la zona conocida como el “Silicon Valley mexicano”, el creciente e industrializado Bajío; con las condiciones óptimas para un negocio, Tiago Volpi reunió a sus amigos cercanos y decidió emprender dónde le pareció ver una clara oportunidad: La Gastronomía.

Remontándonos al Querétaro de 2017, veremos una ciudad en plena transición, dónde la población que se había mantenido relativamente estable por algunos años, está convirtiéndose con pasos agigantado en toda en urbe; por otro lado, un entusiasta grupo de futbolistas brasileños con un enorme gusto por las churrasquerías, el particular estilo de preparación de cortes de carne a las brasas en espadas.

A pesar de que este modelo de restaurante, conocido en las altas esferas como “Rodizio”, ya estaba presente en la ciudad, los futbolistas consideraron que el paladar de los queretanos y la creciente población carioca en la ciudad buscarían una opción que respetara la verdadera esencia gastronómica del país sudamericano.

Es así como deciden crear el concepto de “Brasil Na Braza” como una opción de auténtica churrasquería al estilo Rio Grande y el restaurante abre sus puertas en el mes diciembre de 2017. En la inauguración estuvieron presentes diversas figuras de la ciudad y en especial jugadores del Club Querétaro para acompañar a sus colegas en su nuevo emprendimiento. 

Los primeros comentarios de la sociedad queretana no se hicieron esperar, bautizado por algunos como el mejor restaurante de su tipo en la ciudad, con una vista increíble y el lugar perfecto para que los aficionados del Club compartieran con los jugadores. Parecía que el proyecto sería un éxito…

¿Y qué paso?:

Desafortunadamente el mundo de los negocios es complicado, el promedio de vida de cualquier emprendimiento es de los 6 meses, pocos son los unicornios que logran triunfar; fue precisamente en ese lapso que Brasil Na Braza comenzó a decaer en clientela.

Muchos pueden ser los factores para lo anterior: su ubicación detrás del Estadio Corregidora no gozaba de mucha visibilidad para los conductores, la fuerte competencia de otros de su tipo y la inexperiencia en la administración pudieron detonar inconvenientes. En la opinión de este autor, el cambio de prioridades en los jugadores brasileños pudo ser el principal factor para el decaimiento del restaurante.

Es así que el 19 de septiembre de 2018, Brasil na Braza cierra sus puertas. En diciembre de ese mismo año Tiago Volpi parte de vuelta a su país natal para jugar con el Sao Paulo y con él lo que quedaba de aquél emprendimiento.

A punto de cumplir un año de su cierre, en Balonazo decidimos hacer una visita al local abandonado dónde se encontraba el restaurante y esto fue lo que nos encontramos.

Un guardia del lugar nos relató que el local no ha vuelto a ser ocupado desde el cierre del restaurante, lo que nos lleva a creer que pertenece a alguno de los jugadores y con la carta abierta del regreso de Tiago Volpi a Querétaro, quizá el portero ídolo de la afición podría sorprendernos con un nuevo emprendimiento, aunque todo esto es sólo especulación y Brasil Na Braza sólo queda en el recuerdo.

Cuéntanos ¿Llegaste a visitar el lugar? ¿Te gustaría tenerlo de vuelta?

Alex Lazcano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *